viernes, 16 de noviembre de 2012

Macri aumentaría 30 centavos la nafta para financiar el Subte


El gobierno porteño planea imponer a los combustibles una tasa de 30 centavos promedio por litro para financiar los entre 600 y 800 millones que necesita el Subte para operar. Además se buscaría destinar mayor porcentaje de la facturación de los peajes. La suba del boleto por ahora pierde fuerza.

El gobierno porteño aún no envió a la Legislatura el proyecto que concretará el traspaso del subte a la Ciudad. El PRO trabaja en un borrador con un hermetismo inusitado que ya provocó resquemores dentro del bloque macrista en la Legislatura.

Incluso el titular de Subterráneos de Buenos Aires (Sbase), Juan Pablo Piccardo, señaló a LPO que recién mañana tendrá acceso al borrador. Como averiguó este medio, en el texto al que ni siquiera tuvieron acceso los ministros, se estipula que el gobierno porteño debería conseguir entre 600 y 800 millones de pesos para financiar el subte.

Mauricio Macri no quiere caer una vez más en el blanco de las críticas de la gente por un nuevo aumento de tarifas. En enero dispuso el aumento del 127 por ciento del boleto, esperando en vano que el Gobierno nacional hiciera lo propio con los trenes y colectivos.

Ahora, para evitar una medida de fuerte impacto negativo en la sociedad, el gobierno porteño analiza cuatro variantes que se podrían complementar y una de ellas ya estaría definida, según confirmaron a LPO fuentes de la administración porteña.

Macri piensa imitar al gobernador de Córdoba, José Manuel De la Sota, que en septiembre logró imponer en su provincia una tasa al combustible para financiar obras viales.

A partir del primero de septiembre pasado, por la tasa vial de De la Sota en Córdoba la nafta y el gasoil premium aumentarán 40 centavos por litro; la nafta súper y común, 30; el gasoil común, 20; y el GNC, 15 centavos por metro cúbico.

En el gobierno porteño replicarán ese modelo y se habla de una tasa que en promedio encarecería los combustibles que se carguen en la Capital en unos 30 centavos por litro.

Para aprobar esa tasa, el PRO necesitará de 40 votos en la Legislatura. Es decir que deberá contar con el apoyo del interbloque kirchnerista, que ya se mostró reacio a aprobar nuevos impuestos y al aumento tarifario.

En segundo lugar, se prevé un aumento de los peajes. En rigor, lo que se analiza es aumentar el procentaje que la empresa estatal AUSA -que administra la red de autopistas porteñas- aumente el porcentaje de su facturación que por ley debe destinar a los subtes. Hoy ese porcentaje es del 5% y se buscaría aumentarlo sin afectar la capacidadd e hacer obras que hoy tiene la empresa, que por ejemplo es la responsable de la construcción de los pasos bajo nivel en otre otras obras estratégicas para la conectividad de la Ciudad.

El aumento del peaje se produciría el año que viene ya que requiere de autorización del Ente Regulador y Audiencia Pública y no dan los tiempos para hacerlo en lo que queda del 2012. AUSA todos los años aumenta los peajes por el impacto inflacionario, se analiza si aumentarlo aún mas para financiar su mayor contribucióna los Subtes. El bloque de legisladores de la Coalición Cívica empuja esta propuesta.

En tercer lugar se estudia una reasignación de partidas del Presupuesto 2013 que aún no fue aprobado por la Legislatura. De los 40 mil millones de pesos que contempla la ley de leyes, sólo 900 millones están destinados para el financiamiento de la línea H, la única de las seis líneas que el gobierno porteño admite bajo su órbita hasta ahora.

Y en cuarto lugar, se habla de una suba escalonada del boleto, aunque esta iniciativa pierde fuerza. La suba podría realizarse en tres partes y sólo necesita de un decreto de Macri, como ocurrió en enero pasado. El aumento podría realizarse en tres partes hasta llegar a un precio del boleto que ronde los 4 pesos.

El problema es que el PRo esta buscando alternativas para evitarse ese mal trago en un año electoral. Y además, en el gobierno porteño admiten que “va a ser difícil aumentar la tarifa del subte sin que aumente la de los colectivos”. Ya que agravarían la perdida de pasajeros en manos d elos colectivos que ya se sufrió con el aumento pasado y eso en definitiva afectaría la recaudación y acaso termine complicando aún mas las deficitarias finanzas del subte.

Horacio Rodríguez Larreta descartó hoy la posibilidad de que la Ciudad se haga cargo de las 33 líneas de colectivos que transitan exclusivamente por el territorio porteño.

“No está previsto hacernos cargo de las líneas de colectivo”, señaló el jefe de gabinete en un reportaje abierto por Twitter ante una pregunta de LPO, de manera que sin manejar las líneas de colectivos quedan supeditados a que la Nación decida incrementar esa tarifa, decisión que hasta ahora se negó a tomar.

Por último, por el momento está descartado el aumento a las patentes ya que se estima que sería aún más gravoso en términos electorales.

Fuente: LPO

No hay comentarios:

Publicar un comentario