martes, 14 de mayo de 2013

Tucumán: Investigan corrupción en una obra inconclusa del tren hacia el sur de la provincia


Un juez federal llamó a declarar a Jaime y Pedraza, entre otros. Por la obra se pagaron $ 10 millones, y nunca fue terminada.


Buenos Aires.- El juez federal Claudio Bonadío impulsó una causa por una presunta defraudación por parte de funcionarios de la Secretaría de Transporte de la Nación, por el millonario pago por la obra del ferrocarril Belgrano Cargas que debía unir San Miguel de Tucumán y Concepción, que nunca fue concluída.

Entre otros, el magistrado llamará a declarar al ex secretario de Transporte de la Nación, Ricardo Jaime; y al ex sindicalista José Pedraza, quien recientemente fue declarado culpable por el asesinato del militante del Partido Obrero (PO), Mariano Ferreyra. Además, deberán comparecer ante Bonadío los dueños de la empresa Zonis, encargada de la obra; y la esposa de Pedraza, Graciela Coria, quien presidía la sociedad del Belgrano Cargas.

Según El Siglo, citando a Infobae, la obra, valuada en $ 8 millones, fue autorizada a fines del 2003, luego del pedido del gobernador José Alperovich. En ese momento, se adelantó a Belgrano Cargas $ 2 millones a modo de adelanto. En 2004 se dio inicio a los trabajos, y la mencionada sociedad se los otorgó a Zonis. Para evitar el control de la Jefatura de Gabinete, se realizó un nuevo presupuesto por $ 7.990.000, por lo que ya no era necesario que su supervisión saliera del área de Planificación, a cargo del ministro Julio De Vido.

Zonis facturó en total $ 6 millones, hasta que se cambió la operadora y SOESA se quedó al frente del ferrocarril y facturó $ 2 millones más. En total, el Estado pagó $ 8 millones por la obra, más los $ 2 millones del adelanto a Belgrano Cargas, que nunca aparecieron.

Alperovich anunció en 2006 que el ferrocarril estaría funcionando al año siguiente. Sin embargo, la obra nunca fue finalizada.

Fuente: El Aconquija

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada